\\ Bienvenidos : Post : Imprimir
PSOE e IU utilizan los mismos métodos que la caverna política utiliza en la Asamblea de Madrid.
Por Admin (del 15/07/2010 @ 21:02:34, en Participación ciudadana, leer 2351 veces)
Volvemos varios siglos atrás. En la democracia griega y romana así como en otras posteriores la política y los asuntos públicos eran cometido de las clases dirigentes de esas sociedades, porque el resto de la población eran esclavos o subsistían, por tanto los asuntos públicos eran de unos pocos que gestionaban sus intereses económicos y cómo mejorar sus haciendas.

Con la edad media y época de reyes eran estos los que manejaban los hilos de los asuntos públicos y la política personal e intransferible para grandeza de su imperio. Mientras el pueblo se moría de hambre o arrasado por las epidemias. Con la revolución inglesa y francesa parece que todo va a cambiar y así es, pero aparece una nueva clase social: la burguesía, que denostaba de la realeza pero una vez conquistado el poder con ayuda del pueblo vuelve a utilizar los mismos métodos caciquiles que en épocas pasadas. En esto que llega la noche oscura del franquismo y la omnipresencia del dictador nos retrotrae a épocas pasadas propias de siglos anteriores y se inculca en el subconsciente colectivo el miedo a la política y a los asuntos públicos que son menester de los vencedores.

Volvemos varios siglos atrás en la cosa pública
Con la llegada de la democracia parece que todo va a cambiar –y de hecho algo cambia- pero en el transcurrir de los años y la llegada al poder municipal de generaciones que no han hecho nada por la llegada de ésta, unos porque no se involucraron y otros porque no existían vuelven a reproducirse los esquemas de antaño.

Una concesión más del servilismo de IU de Leganés con el PSOE
Viene esto a cuento de que la cosa pública en Leganés es tema para unos pocos. A los hechos nos remitimos. Nada más comenzar esta legislatura el PSOE-IU e IU-PSOE, deciden que los Plenos sean en sesión matinal para evitar la asistencia de ciudadanos. Con esta medida el 98% de los ciudadanos no puede asistir al ágora municipal aunque quiera. ¿Será que tienen miedo al gobernado?, ¿Qué oscuros intereses se ocultan con esta decisión? La verdad es que sorprende esta iniciativa provenga de quien provenga, pero no lo esperábamos del “partido que en momentos difíciles está con los trabajadores y trabajadoras”. Una concesión más del servilismo de IU de Leganés con el PSOE.

La cosa pública en Leganés es tema para unos pocos
La cosa pública en Leganés es tema para unos pocos y ya hemos detectado y denunciado los primeros intentos de menospreciar al ciudadano por parte de sus gobernantes (caso Leganés Norte, insultos de un concejal a un representante vecinal, los ataques de cólera del primer edil si cualquier ciudadano en una reunión manifiesta opiniones que no son del gusto del prócer romano, los intentos de cachear a vecinos en Plenos Municipales comprometidos políticamente para el Equipo de Gobierno, etc.).

Pero lo que no nos esperábamos de este gobierno de izquierdas que hace política de derechas es que utilice también los métodos persuasivos que la caverna política utiliza en la Asamblea de Madrid por decisión de Esperanza Aguirre. Es decir, que para la asistencia a las sesiones de la Asamblea de Madrid sea necesaria una invitación de los grupos políticos. Eso es lo que piden PSOE-IU e IU-PSOE para acceder a cualquier Pleno Municipal con el objetivo de restringir la entrada a los Plenos Municipales de los ciudadanos de Leganés. Hace unos meses que el ciudadano sin etiqueta política no puede entrar a ver a sus votados como defienden sus intereses municipales. Es decir el libre acceso a la casa de todos no es posible en Leganés. Desde hace varios meses se tiene que estar afiliado a un partido con representación institucional para poder acceder a las sesiones plenarias del municipio, porque las invitaciones se canalizaran a través de los grupos municipales. Todo ello con el objetivo de controlar quien ocupa los asientos para el público del Salón de Plenos y tener la plena confianza que los afortunados no serán hostiles a la causa porque son afiliados a cualquiera de los cuatro grupos municipales. Mientras tanto, el ciudadano de a pie que en alguna ocasión quiera acudir a una sesión municipal matinal -con esta medida han coartado al 98% de los ciudadanos asistir a un Pleno- le estará vedada su entrada. Con ello tienen asegurada la pax social romana y franquista.