\\ Bienvenidos : Post : Imprimir
LOS TRES JINETES DEL APOCALIPSIS MUNICIPAL.
Por Admin (del 11/05/2010 @ 08:22:23, en Actualidad, leer 2510 veces)

Ante el déficit de 7 millones de euros el Ayuntamiento, ¡con dos cojones!, pagará por la plaza de toros 30 millones de euros en patrimonio municipal. ¡Viva la izquierda municipal!, porque del PP se podía esperar.

Pinchar en fotografia para ampliar la página

El Pleno Municipal de este martes va a discutir el procedimiento a seguir para el rescate o revocación de la concesión administrativa que rige la explotación de la plaza de toros de “La Cubierta”. Hablando claramente la municipalización de la plaza de toros. Un contrasentido al que nos tiene acostumbrados PSOE e IU, que en otras áreas municipales año tras año están privatizando servicios públicos y en el único de ellos que no es esencial para la comunidad, lo municipalizan. Son las cosas de Montoya-Calle a los que se ha unido el pretendiente a alcalde por el PP (Gómez).

Que van a decir cuando los trabajadores municipales exijan la municipalización, por ejemplo, del mantenimiento de las zonas verdes de la ciudad, del alumbrado público, de las fuentes ornamentales, del mantenimiento de todo tipo de instalaciones municipales...

Está claro que existen intereses partidistas del PSOE y del PP a nivel regional porque detrás del rescate está un suculento pastel urbanístico que ya podemos adelantar que será de 30 millones de euros. Lo que nos falla es si será en dinero en efectivo o en parcelas urbanizables. Aunque nos inclinamos por esto último y además sabemos que parcelas se intercambiaran por el rescate de La Cubierta.

En el cúmulo de la sin razón el PP que tanto critica en los Plenos y en sus ruedas de prensa de una hora –que aburre hasta a los muertos- la política que lleva PSOE e IU, en esta ocasión y por intereses superiores del PP se suma al rescate. Del PSOE e IU ya lo sabíamos por los antecedentes que existen. Al primero le viene impuesto de arriba por la composición de los actuales dueños de la plaza de toros. Pero lo que no entendemos es la postura del único partido de izquierda, que dice ser el dique contra la derecha.

¿Cómo van a explicar a los ciudadanos que se dedique una ingente cantidad de millones de euros a comprar la plaza de toros? Y sólo se invierta el 30% del presupuesto anual dedicado a inversiones. ¿Cómo tienen tan poca desfachatez de comprar una empresa privada que tiene perdidas?. Es como si Zapatero comprara las empresas de Díaz Ferrán (presidente de la CEOE) para salvar el patrimonio de un empresario que no ha sabido gestionar sus empresas.

¿Por qué no han comprado las 387 pequeñas empresas que han cerrado en Leganés desde que comenzó la actual crisis económica y que han enviado al desempleo a 6.954 trabajadores que tenían su puesto de trabajo en Leganés, independientemente de su domicilio familiar?.

Pero lo más alucinante son los motivos que alegan para comprar la plaza de toros recogidos en la moción que presentan PSOE-PP-IU al Pleno del 11de mayo. Entre ellos tenemos, la primera: “En los últimos años se ha evidenciado un creciente desinterés por la organización de los festejos taurinos y el creciente y evidente deterioro en la prestación del servicio”. Señores gobernante, hagan que se cumpla el contrato entre ambas partes. La segunda “Ante las peticiones constantes de los aficionados CLAMANDO la intervención municipal”. Pero si la plaza de toros en los encierros tiene media entrada y eso que son gratis y en las corridas, a pesar de las entradas gratis que reparte el Ayuntamiento, el aforo es solamente de una cuarta parte de la plaza de toros.

La tercera “También cabe destacar el incremento de la inseguridad en toda la zona por la masiva afluencia de público a los bares y discotecas”. ¿Es decir que esta inseguridad no se mantendrá cuando el Ayuntamiento sea el propietario de la plaza de toros?. Estos se pinchan. La cuarta “También la federación Local de Asociaciones de Vecinos ha solicitado que el Ayuntamiento intentara el rescate”. Sin comentarios.

Concluyendo, que a estos empresarios se les ha aparecido la Virgen. Dejan un negocio ruinoso –porque ruinoso lo era desde el principio- y a vivir la vida con la venta de las parcelas municipales. Una vez más el ladrillo une a los extremos y a los medios.